The Great Suspender: ¿qué ha pasado con esta extensión de Chrome?

Reconozco que la retirada de The Great Suspender de Google Play me sorprendió mucho. Ahora, a la vista de su historia, le encuentro bastante más sentido. Y digo que me ha sorprendido porque me cuesta recordar los años que llevo empleando esta extensión, y jamás había sospechado lo más mínimo, hasta que hace unos meses Microsoft la eliminó de la tienda de extensiones de Microsoft Edge. En ese momento, por si las moscas, la desactivé en Google Chrome, a la espera de noticias. Y las noticias han llegado.

Google ha eliminado The Great Suspender de la tienda de complementos de Google Chrome y, de manera paralela, la ha desactivado (no desinstalado) en todos aquellos navegadores en los que todavía estaba activa. En esos casos, el navegador ha mostrado a los usuarios un mensaje en el que se les informaba de la desactivación de la pestaña, informando de que la razón de ello era la presencia de malware en la misma. También se ha eliminado la página de la misma en Google Play, que ahora muestra un error 404, y al acceder a la lista de extensiones instaladas, junto a la misma se muestra el texto «Esta extensión contiene software malicioso«.

Las primeras reacciones a la desactivación de The Great Suspender fueron de sorpresa. Como ya he comentado antes hablamos de una extensión muy veterana, con muy buenas valoraciones y que, además, hasta octubre del año pasado se mantuvo actualizada en Github, por lo que su código (es decir, la limpieza del mismo) podía ser verificada por cualquiera que lo deseara. Muchos de los primeros mensajes ponían en duda si no sería una muestra de exceso de celo por parte de Google.

La fecha de la última actualización de The Great Suspender en Github no es un dato menor. Pese a que en los últimos meses se produjeron algunas actualizaciones de la extensión, éstas no se vieron reflejadas en el repositorio, una primera señal de que ocurría algo extraño. Solo tuvo que pasar un mes para que, en noviembre, saliera a la luz que el antiguo responsable del proyecto lo habría vendido a una tercera parte, que podría estar empleándola como malware. Recordemos que, en ese punto, The Great Suspender estaba instalada en más de dos millones de equipos.

The Great Suspender: ¿qué ha pasado con esta extensión de Chrome?

Ese fue el momento en el que Microsoft optó por eliminar la extensión, quizá antes incluso de identificar alguna presencia de malware, es decir, de modo preventivo. Para Google Chrome, sin embargo, The Great Suspender se ha mantenido disponible hasta hace unos días, lo que nos da a entender que ha sido ahora, o al menos para la versión de Chrome, cuando se ha intentado desplegar la versión de The Great Suspender con código malicioso.

Aquellos usuarios que, ante la desactivación de The Great Suspender, se hayan encontrado con pestañas «congeladas» por la extensión, pueden recuperar el contenido de las mismas haciendo click en la barra de direcciones y eliminando todo el texto que se muestra a la izquierda de «uri=», incluido este texto, pues la url «perdida se encuentra a su derecha. Y con respecto a recuperar esa función, ya han empezado a desarrollarse otras extensiones basadas en la última versión limpia de The Great Suspender. Aunque, cautela obliga, de momento lo mejor será renunciar a dicha función y racionalizar el uso de las pestañas.

La entrada The Great Suspender: ¿qué ha pasado con esta extensión de Chrome? es original de MuySeguridad. Seguridad informática.